Okinawa reclama salida de bases militares de EE UU

La Asamblea Municipal de Naha (capital de Okinawa) pidió al Gobierno japonés que retire inmediatamente las bases militares de Estados Unidos de Okinawa (isla de Japón), para garantizar la seguridad de la población. Según un documento la Asamblea “exige el traslado (de la base aérea) fuera de la prefectura (Okinawa) o hacia el exterior”. El reclamo se fundamenta en las denuncias de crímenes, así como también la violación a mujeres, unido a la contaminación sonora provocada por las naves aérea en las continuas quejas que ha presentado la población de Okiwana con respecto a la presencia de bases estadounidenses en ese territorio.

La población de Okinawa espera que otros municipios tomen igualmente la decisión, luego de una convención contra los planes de reubicar la base en la mencionada prefectura. Por su parte, el Partido Democrático de Japón prometió durante las elecciones para la Cámara baja, responder a los llamados que han hecho los residentes de Okinawa, donde están desplegados dos tercios de las tropas del Pentágono en la nación. El nuevo Gobierno japonés anunció que está dispuesto a revisar el acuerdo firmado en mayo de 2006 por el pasado gobierno, dirigido por el Partido Liberal Democrático. En ese entonces el anterior gobierno japonés había decidido que la instalación de bases del Pentágono (sede del Departamento de Defensa de los Estados Unidos) sería trasladada de una zona residencial de Ginowan hacia Nago, en el norte de Okinawa, para el año 2014.

Según fuentes oficiales el plan incluye la retirada de ocho mil marines que serían enviados a Guam (isla del Pacífico Occidental, perteneciente a EE.UU.). Por otro lado, a menos de dos semanas de que el presidente de EE.UU., Barack Obama, llegue a Japón, para una visita oficial, la nación estadounidense presiona para que lo acordado se respete, por lo que se prevé que esta situación podría provocar roces en las relaciones bilaterales entre ambos países. Japón no prorrogará su apoyo logístico en Afganistán El primer ministro japonés, Yukio Hatayama, anunció en el Parlamento de la nación que no dará prórroga a la misión en el Océano Índico para dar apoyo logístico en Afganistán. Ponerle fin a la logística nipona fue también una de las promesas electorales del partido gobernante, que ha reiterado en distintas ocasiones su intención de acabar con esta misión el próximo 15 de enero, cuando se vence su vigencia. Por su parte, el Ministerio de Defensa nipón comunicó a mediados del mes de octubre a la Casa Blanca y al Departamento de Defensa de Washington que pondrán fin las primeras semanas de enero de 2010 a la misión de logística de apoyo a EE.UU. en Afganistán. La operación logística de apoyo a Estados Unidos en Afganistán, que incluye el suministro de combustible a las tropas de ese país en el Océano Índico, se puso en marcha en 2001, con una única interrupción entre los meses de noviembre de 2007 y enero de 2008.

Anuncios

Los comentarios están cerrados.

  • "Si sientes el dolor de los demás como tu dolor, si la injusticia en el cuerpo del oprimido fuere la injusticia que hiere tu propia piel, si la lágrima que cae del rostro desesperado fuere la lágrima que también tú derramas, si el sueño de los desheredados de esta sociedad cruel y sin piedad fuere tu sueño de una tierra prometida, entonces serás un revolucionario, habrás vivido la solidaridad esencial".
  • "Paz en todos los hogares. Paz en la tierra, en los cielos, bajo el mar, sobre los mares." Rafael Alberti.
A %d blogueros les gusta esto: